Consejos para cuidar y embellecer tus pies: son para toda la vida

Los pies son los grandes olvidados. En la mayoría de los casos, les damos la importancia justa y solo les hacemos caso cuando algo no marcha bien, es decir, cuando sufrimos con ellos. A la hora de cuidarse los pies es fundamental mantener unos cuidados básicos. Por ejemplo, cuando salimos de la ducha es necesario secarlos bien –incluida la zona situada entre los dedos- porque la humedad favorece la aparición de infecciones, bacterias, papilomas, etc.

Asimismo, el exceso de sudor puede provocar daños en nuestros pies y provocar la aparición de los temibles y dolorosos ojos de gallo. También hay que ser cuidadoso con el corte de nuestras uñas, porque pueden salir picos que rozan y duelen muchísimo, hasta el extremo de que no podemos usar nuestros zapatos. Es necesario ser meticuloso en el corte de las uñas de los pies, en el caso de que estén encarnadas, es útil poner guías de algodón en los huecos de las uñas para que tengan un buen crecimiento, desinfectarlas y cambiar esas guías a diario.

Uno de los problemas más comunes que perjudica la salud de nuestros pies son las durezas producidas por el roce de la piel con el zapato. Los callos se reblandecen con agua, se pasa una lima suave (dependiendo de la dureza) o una piedra pómez, y después se hidrata abundantemente, ya que se pueden producir por sequedad.

Cuidado pies

@MACAVI / Twitter

Una vez que tenemos un pie sano ha llegado el momento de dar un paso más. Salud y bienestar se unen para centrarnos en la belleza de nuestros pies. En nuestro centro encontraras numerosas opciones para que tus pies llamen la atención este verano.
Una buena pedicura se empieza por un baño relajante con sales refrescantes y descongestionantes – a veces que los pies están cargados de tantas horas de pie-, después se pasa a cortar y limar las uñas. A continuación se aplica un peeling para retirar las pieles muertas, se hidrata con parafina para dejar la piel suave y el interior del pie. Este proceso tiene un efecto calmante para la gente que tiene artritis.

Asimismo, se pueden hidratar con mascarillas o cremas reparadoras para una nutrición más profunda. Para rematar se maquillan las uñas, bien sea con colores actuales o discretos si no quiere resaltarse el pie. Se puede maquillar con esmalte normal, que una misma puede hacerlo en casa o con esmaltado permanente, que durará de 15 días a un mes el color perfecto, sin perder el brillo y sin que se descascarille el esmalte hasta el día que se retire. El único inconveniente es que hay que acudir al centro y que te lo retiren, es mas complicado pero mas duradero y así ¡tendrás tus uñas perfectas!

El siguiente paso para seguir cuidándonos nuestros pies es realizar un buen masaje, con reflexología o drenante. Para fortalecer tus pies y tobillos y poder relajarlos de los tacones de vértigo, hay que hacer unos pequeños ejercicios que ayudaran a mejorar la circulación y el retorno sanguíneo. Son unos ejercicios sencillos, solo hay girar los pies en círculos hacia dentro y luego hacia fuera, después estirar la punta de los dedos arriba y abajo unas cuantas veces.

Los chinos dicen que en la planta del pie están reflejados todos los puntos del cuerpo humano, así que si los cuidamos estaremos cuidando nuestro cuerpo entero. Solo tenemos dos y aunque estén tapados también existen en invierno. Os recomiendo que nunca os olvidéis de ellos, que los cuidéis porque son para toda la vida y que os paséis por nuestro centros para contaros que servicios son los más adecuados a vuestras necesidades.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Blog de Tendencias y Novedades | INOFERTAS no es responsable de los comentarios y opiniones expuestas por terceros en este sitio web. Al enviar el presente formulario el usuario acepta las normas propuestas e indicadas en nuestro aviso legal.

El diario se reserva el derecho de no aceptar o eliminar los comentarios que estimemos fuera de tema o contrarios a las normas de uso.